martes, 3 de noviembre de 2015

※...Ella...※


Ella siempre dejaba una estela a su paso: un camino de rosas silvestres, un río de pasiones con el tacto del musgo y el aroma a madreselva. 
Ella era salvaje en toda su esencia natural. Un gran riesgo para todo mortal. Atentado de muerte contra la cordura y la moral de una enferma sociedad. 
Ella era muerte y renacimiento, éxtasis y sosiego.


~Sarânimo.

2 comentarios:

  1. Ella, también aparecía de la nada, de la casualidad, de la coincidencia del lugar exacto, a la hora exacta...

    Y ella, con solo una mirada, una palabra, transmitía algo que él nunca antes había conocido.

    Ella,... Esa hada de las tierras del norte... Encontró a un duende, de tierras vascas.

    ResponderEliminar

Atrévete a regalarme un pedacito de ti...